Cartas Circulares O.Romero

En nombre de la Red europea de Comités Oscar Romero (SICSAL Europa – Incidencia Política) publicamos una Carta Circular regular que informa sobre las adhesiones e iniciativas que emprendemos en defensa de los derechos humanos (DESC) en América Latina.

 A la Red SICSAL (# 151): 15 de noviembre de 2022

Queridos/as hermanos/as,

            Me comunico con ustedes para darles alguna información con respecto al trabajo de incidencia política, efectuado ultimamente desde la Red europea de Comités Oscar Romero.

En Medellín 2018 (50 aniversario de la Segunda Conferencia Episcopal de America Latina) escuchamos los testimonios de defensores colombian@s del Movimiento Ríos Vivos.

Hasta el día de hoy siguen luchando. A solicitud del movimiento nos adherimos (14/nov.)  a su llamado:

            (En una carta abierta, un grupo de más de 25 organizaciones internacionales ha expresado su grave preocupación por las amenazas a las que se enfrentan la personas defensoras de los derechos humanos que forman parte del Movimiento Ríos Vivos y que lideran una poderosa lucha contra la presa de Hidroituango. Los 25 grupos piden a las autoridades nacionales y locales colombianas que garanticen que las comunidades locales y las personas defensoras puedan protestar y llevar a cabo su trabajo de derechos humanos de forma segura, sin temor a represalias.

Situada en el noroeste del departamento de Antioquia, en el río Cauca, la presa de Hidroituango es un megaproyecto desarrollado por Empresas Públicas de Medellín (EPM) y financiado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), entre otros. Ha causado graves daños ambientales, sociales, económicos y culturales en el territorio y las comunidades locales, a pesar de las graves represalias a las que se enfrentan (incluyendo amenazas, criminalización e incluso asesinatos), se han opuesto valientemente al proyecto desde 2010.

La situación es especialmente arriesgada en este momento, ya que la empresa quiere evacuar a la población mientras realiza pruebas técnicas en el lugar: las comunidades locales temen el impacto devastador de estas pruebas, realizadas sin la necesaria evaluación técnica y sin proporcionar información a las comunidades locales.)

A continuación, el texto de la carta.

Señores/as:

EPM (Jorge Andrés Carrillo Cardoso y Junta Directiva)

Sociedad Hidroituango SA ESP (Gerente Javier Darío Toro y Junta Directiva)

Gobernador de Antioquia (Gobernador Anibal Gaviria)

Alcalde de Medellín (​​Alcalde Daniel Quintero Calle)

Deben respetarse los derechos de las y los manifestantes en la acción de movilización y protesta social del Movimiento Ríos Vivos del 15 de noviembre y en adelante.

El Movimiento Ríos Vivos es una organización reconocida y muy respetada internacionalmente por su defensa del medio ambiente y los Derechos Humanos en Colombia.  Su presidenta Milena Florez, el líder Genaro Graciano y la lideresa Rudy Estela Posado Mazo entre otros miembros, son personas muy cercanas a nuestras organizaciones.  Algunos miembros han participado en Programas de Protección de personas defensoras donde han podido profundizar sobre la causa que defienden y para las organizaciones firmantes son un ejemplo a seguir.

Nos dirigimos a todas las autoridades nacionales, departamentales y municipales, así como a los responsables económicos de este proyecto para que garanticen la seguridad y la vida de cada una de las personas del movimiento que se manifiestan sobre el proyecto hidroeléctrico Hidroituango. 

Concretamente para que se respete el derecho a la protesta pacífica de oposición a la instalación del proyecto y su funcionamiento, que se llevará a cabo a partir del 14 de noviembre en la ciudad de Medellín. Igualmente solicitamos a todas las autoridades que garanticen que no habrá represalias durante la manifestación ni en el retorno a los territorios una vez terminada la protesta, y que se proteja la vida de cada uno de los miembros del movimiento y sus familias. 

¡Aguas para la vida, No para la muerte!

Hasta aquí esta misiva        Con saludos fraternales             Guido  De Schrijver

 A la Red SICSAL (# 150): 5 de  noviembre de 2022

Queridos/as hermanos/as,

            Me comunico con ustedes para darles alguna información con respecto al trabajo de incidencia política, efectuado ultimamente desde la Red europea de Comités Oscar Romero (SICSAL-Europa).

Nos adherimos (3 de noviembre)  a la campaña Quito Sin Minería, a solicitud de CATAPA.

El contexto

            La campaña Quito Sin Minería fue lanzada en marzo de 2022 por un grupo de organizaciones, colectivos y personas de Quito que quieren defender el Distrito Metropolitano de Quito (MDQ) y la región del Chocó Andino de la minería. La campaña pretendió recoger alrededor de 400.000 firmas antes de la fecha límite del 30 de octubre (el doble del 10% del censo electoral del Distrito Metropolitano de Quito que se requiere oficialmente, que es de unas 200.000) para promover la inclusión de la Consulta Popular sobre todas las formas de minería metálica en las elecciones de febrero de 2023. 

            El Distrito Metropolitano de Quito alberga la reserva de la biósfera ecuatoriana Chocó Andino de la UNESCO, hogar del amenazado oso andino de anteojos, uno de los últimos bosques que quedan en Quito. Con una superficie de 286.805 hectáreas, el Chocó Andino representa el 83% del Distrito Metropolitano de Quito y constituye el pulmón de la capital ecuatoriana. La región también cuenta con un importante patrimonio cultural, especialmente de los pueblos indígenas Yumbo, KituKara e Inca. 

            A pesar de su vital importancia, la región se encuentra bajo la inminente amenaza de las concesiones mineras metálicas. 

            Actualmente, se han otorgado 12 concesiones de minería metálica que ocupan 17.863 hectáreas y otras 6 concesiones están en proceso, ocupando 9.899 hectáreas dentro de la Reserva de la Biosfera Chocó Andino. 

            El desarrollo de actividades mineras en zonas tan sensibles como el Chocó Andino puede tener impactos ambientales y sociales muy graves que podrían afectar permanentemente a la biodiversidad y al territorio. 

            ‘Las organizaciones abajo firmantes expresamos nuestro apoyo y solidaridad a la campaña en curso de Acción Ecológica “Quito Sin Minería” para realizar una Consulta Popular sobre todas las formas de minería metálica en el Distrito Metropolitano de Quito (MDQ) y la región del Chocó Andino.’ 

            ‘Estamos atentos al proceso de recolección de firmas. Ya hemos recibido reportes de funcionarios del municipio que impiden la recolección de firmas, ya sea no permitiendo que la campaña Quito Sin Minería instale puntos de recolección o desalojándolos por completo de los espacios públicos. 

            Es fundamental que los habitantes de Quito puedan decidir por sí mismos si apoyan o no los proyectos de minería metálica en su territorio. El derecho de los habitantes de la región, recogido en la Constitución ecuatoriana (artículo 104), a participar en los asuntos de interés público y a ser consultados, debe ser respetado y reconocido. A partir del 19 de octubre la campaña entra en la fase crítica de validación en el Consejo Nacional Electoral (CNE). El CNE debe respetar y validar el proceso democrático, provocando la inclusión de la Consulta Popular en las próximas elecciones de febrero de 2023.’                                                                          (foto: Infórmate Pueblo)Catapa

Hasta aquí esta misiva        GUIDO DE SCHRIJVER